This Land is my Land

REPORTED BY KONSTANTIN NOVAKOVIC

Scene_002.JPG

Biografía

Konstantin Novaković es un fotógrafo documentalista afincado en Belgrado (Serbia). Se graduó en el Departamento de Historia del Arte de la Universidad de Belgrado. Además, tiene un máster en Política y Gestión Cultural por la Universidad de las Artes de Belgrado/Universidad de Lyon 2 y otro máster en Estudios del Patrimonio Cultural por la Universidad Centroeuropea de Budapest (Hungría). En la actualidad, su trabajo se centra principalmente en la fotografía documental y la narración visual con una serie de temas relacionados con su experiencia educativa formal, abarcando geográficamente varias regiones, desde el sur de Asia y el Gran Oriente Medio hasta los Balcanes. Desde el punto de vista temático, su objetivo es contar tanto las historias relacionadas con los problemas actuales y la geopolítica como las relativas a la cultura, las tradiciones en vías de desaparición y las costumbres religiosas de los diferentes pueblos y comunidades étnico-religiosas de las regiones geográficas mencionadas. A través de su trabajo, también pretende explorar y documentar diversos vínculos interculturales entre los Balcanes y diversas partes de Asia. 

Photo part of the project This Land is my Land

THIS LAND IS MY LAND

El proyecto pretende informar a la población local del rico patrimonio cultural de los inmigrantes que actualmente están atrapados en la ruta de los Balcanes y que los medios de comunicación describen habitualmente como intrusos, como "los no deseados" y como peligrosos. Esta serie de retratos de inmigrantes procedentes de países de Asia, Oriente Medio y el norte de África fusiona visualmente su condición de itinerantes contemporáneos con su encantador bagaje cultural. El sujeto de cada retrato posa con una foto creada por el autor de este proyecto en sus países de origen que respira la memoria colectiva de su hogar. Junto a cada retrato, el testimonio del sujeto explica su razón para viajar por la ruta de los Balcanes y el significado de la foto de la "patria" que sostiene.

 

Este proyecto rompe con las imágenes despersonalizadas de los emigrantes que dominan nuestro ciclo de noticias, y en su lugar da un rostro humano a estas personas y un retrato personalizado de su hogar y su viaje. Este enfoque único para visualizar una situación contemporánea extrema, mostrando la belleza y la profundidad de culturas y tradiciones lejanas, sirve para tender puentes entre comunidades dispares y fomentar la curiosidad y la buena voluntad sobre "el otro". Junto con los retratos, la selección de fotos incluye imágenes de sus hogares temporales, refugios improvisados que muestran las dificultades a las que se enfrentan durante su peligroso viaje. 

Portrait_001.jpg

Mohammad con una foto de la Gran Columnata de Palmira. "Palmira era un símbolo de Siria y lo sigue siendo, pero quedó muy dañada durante la guerra".

Mohammad (25 años) abandonó Alepo, en Siria, hace dos años y medio, cuando los combates en su ciudad natal ya habían terminado. Durante su viaje que inició desde Sudán, como único país al que podía volar sin visado, Mohammad permaneció en doce países, antes de llegar a Serbia donde ya lleva dieciséis meses. Actualmente permanece en el Centro de Acogida de Obrenovac, cerca de la capital serbia, a la espera de poder cruzar la frontera húngara y reunirse con su hermano en Alemania.

Portrait_002.jpg

Mustafa con una foto del Palacio Darul Aman. "Ahora el palacio está completamente renovado y tiene mucho mejor aspecto". 

Mustafa (25), de Kabul (Afganistán), lleva ya cinco años de viaje. Tras permanecer tres años en Grecia, lleva ya dos años varado en Bosnia, después de haber sido expulsado violentamente de Croacia en doce ocasiones. Actualmente vive en una fábrica abandonada en las afueras de Bihać, a la espera de que las condiciones meteorológicas mejoren para intentar llegar de nuevo a Italia.

GALERÍA COMPLETA - Doble click para ver la info

  • Instagram